Seguidores

lunes, 6 de julio de 2009

EL TEMPLETE DE LA MÚSICA

El quiosco de la música I

El quiosco de la música II

Que el Parque del Retiro, o "Jardines del Buen Retiro" que es su verdadero nombre, es un tesoro de valor incalculable, lo sabemos muy bien todos los madrileños y foráneos que hayan tenido a bien visitarlo.

Es un lugar maravilloso, cuidado al máximo, donde olvidarse del estrés y de todo lo negativo que tiene una gran ciudad, paseando y gozando cada instante y cada rincón que nos ofrece, además de invitarnos a la meditación.

Uno de estos rincones, es el Templete de la Música. Está situado en la Plaza del Maestro Villa, muy cerca del estanque, y fue erigido por el arquitecto municipal Luis Bellido.

Aquí, todos los domingos, creo recordar que de marzo a septiembre, por la mañana, la Banda Municipal de Madrid ofrece conciertos gratuitos de gran calidad musical, con pasodobles, pasacalles, etc.

Ni que decir tiene que el lugar, debidamente acondicionado con sillas, se abarrota de melómanos y curiosos gozando de todas las piezas con que nos obsequia dicha Banda. ¡Cuántas veces habré asistido yo a estos conciertos!

Si alguno de vosotros se encuentra en Madrid un domingo por la mañana, os recomiendo vehementemente que no os perdáis este espectáculo. Es algo inolvidable y que proporciona una relajación de la que estamos todos muy necesitados.


14 comentarios:

Mª Angeles y Jose dijo...

Bueno, y ahora digo yo!! tu contratas a la policia y te acordonan los lugares? pues eso de que en Madrid ultimamente en tus fotos no salga madie me tiene mosqueada... jejejejeje

Muy bonitas las fotos, me gusta mucho como nos enseñas Madrid poco a poco.

Otra cosa, esta noche vas a la presentacion en el Santiago Bernabeu? menudo equipito nos estan montando!!! jejejeje

Besos

angelyyo dijo...

Gracias Jota por estos consejos y servirnos de guía, el lunes que viene posiblemente tenga que ir a Madrid, intentare relajarme durante una hora por estos sitios que hace ya años que no recorro, y subiré alguna foto de las que me de tiempo a realizar, por supuesto sin estrés.
Saludos.

Jota Ele dijo...

¡Ja, ja, ja, ja!

Algo de eso hay, aunque por razones bien distintas. Cuando llego a un sitio a tomar una fotografía, la gente huye despavorida al verme y la policía acordona la zona para evitar sustos.

Ese es el secreto.

Ya sabes, María Ángeles, que me encanta que te gusten mis fotos.

No. No iré a la presentación del MEJOR JUGADOR DEL MUNDO. Las muchedumbres enfervorizadas no son lo mío. Esta temporada que viene, vamos a arrasar. ¡Hala Madrid!

¡Ja, ja, ja, ja!

Besos.

Jota Ele dijo...

Pues nada, Ángel, serás muy bienvenido en Madrid.

Y sí, quítate el estrés en El Retiro para hacer fotos, porque si no, te saldrán movidas.

El parque es un filón para los fotógrafos. Así que, motivos no te van a faltar.

Feliz estancia entre nosotros.

Saludos.

Ripley dijo...

me gusta mucho la primera foto Jota Ele y sí, los dias de concierto guardan aquel viejo sabor que yo recuerdo de mis paseos infantiles cuando mi madrina me traia aqui mismo a aprender a montar en bici, fíjate que luego durante toda mi vida he seguido viniendo al parque con mi bici y algun libro de bolsillo en la riñonera. cierto que el retiro es un filón y muy bonito ademas.

p.d. no sabia que fueras amigo de JL Pecker.

Juan Carlos dijo...

Lugares así en medio de una gran ciudad merece la pena visitarlos y tu, para los que no solemos pasarnos por ahí, nos los enseñas muy bien. Bonita toda la serie del Retiro.

Saludos.

Jota Ele dijo...

Es verdad, Ripley. A mi, me llevaba mi padre a los conciertos y yo seguí la tradición, llevando a mis hijos. Ahora, hace tiempo que no voy, la vida me llevó a las afueras de Madrid, pero prometo volver. Seguro que los conciertos me traen recuerdos imborrables.

Efectivamente, José Luis Pécker, que ya nos dejó para siempre, pese a la diferencia de edad, fue un gran amigo mío. Y he de decir que su amistad, de la que me honré, fue muy enriquecedora. Además de su vasta cultura y erudición, era un gran madrileño, un madrileño de pro que conocía Madrid, sus rincones y su historia como nadie. ¡Cuantos inolvidables paseos explicándome lugares insólitos de Madrid!

Además, compartíamos una gran afición. Y es que ambos éramos, (yo todavía lo soy), dos grandes "triperos". Nos gustaba comer bien. Fíjate que publicó ya hace muchos años uh libro que tengo extraviado, pero que por ahí andará acerca de, "Cómo comer bien en Madrid por 100 pesetas". ¡La de comidas pantagruélicas que nos habremos metido entre pecho y espalda en tabernitas que, a primera vista, parecían cutres, pero que se comía de fábula. Normalmente, nos acompañaba otro "compañero de fatigas" que, por ser personaje conocido en otros ámbitos, me permito silenciar su nombre.

Y es que me ocurre lo mismo que lo que dice un amigo mío. Lo que más me gusta en esta vida, son dos cosas.

La otra es comer.

¡Ja, ja, ja, ja!

Un abrazo, amigo.

Jota Ele dijo...

Muchas gracias, Juan Carlos. Efectivamente, Madrid tiene tanto por enseñar que será imposible abarcarlo todo.

Lo único que espero es que, con mis fotos, aporte un granito de arena para que, cuando vengáis, lo conozcáis mejor.

Saludos.

Jan Puerta dijo...

De mis idas a Madrid una de las cosas que más me acuerdo es esta pequeña gran joya. Otra es "casa Labra" y su bacalao.
Pero volviendo a este extraordinario templete he podido escuchar grandes obras, en un marco incomparable, en la calle y con la gente escuchando sin que ni siquiera los caminantes de paso, hicieran ruido.
Un abrazo

Meulen dijo...

saludos cordiales
me gustan las fotografias
y mas de lugares nuevos...encuentro mucha belleza en las formas y sus colores
cosa muy valiosa que nacieron de las manos de los creadores para la admiración y el buen uso de otros...
muy interesante...
muy bien!

Jota Ele dijo...

¡Cómo lo sabes, Jan! El templete de la música es una gran joya y es una delicia acudir los domingos a los conciertos de la Banda Municipal de Madrid que, muchas veces, ha sido dirigida por directores de gran prestigio. Y estás en lo cierto. La gente escucha con total respeto estos formidables conciertos.

"Casa Labra" con sus famosos pinchos de bacalao y sus "soldaditos de Pavía" es otra de las joyas de Madrid, cuya foto saldrá en este blog en un próximo futuro. Situada en la calle Tetuán, pegadita a la Puerta del Sol.

Por cierto. ¿Sabías que "Casa Labra" fue el lugar donde fue fundado el Partido Socialista Obrero Español? ¡Ay! si don Pablo Iglesias levantara la cabeza y viera el presente. Seguro que se volvía a morir del disgusto.

Un abrazo.

Jota Ele dijo...

¡Hola Meulen!

Seas muy bienvenida a mi blog y te agradezco mucho tu visita y tu muy amable comentario.

En breve visitaré tu blog con objeto de devolverte tu cortesía.

Mientras tanto, una vez más, te doy las gracias por tu gentileza.

Un cordial saludo.

Jan Puerta dijo...

Había oído lo de la fundación. Pero no tenía la certeza. Yo creo que cualquier fundador de un partido, de los de antes, hoy en día no entendería nada. Creo que los intereses de hoy en día, desplazan la filosofía del propio partido hasta los cánones capitales de la banca. Y cuando esto sucede, el militante de base siempre es el perjudicado.
En mis visitas a Madrid, había una mañana que la dedicaba a visitar rincones especiales para mí. Pero casa Labra era algo especial, como lo era el café Gijón.
Pase buenas horas en la barra de casa Labra amigo. Hablando, y comiendo que para eso hemos venido al mundo. Digo yo. Esa imagen que publicaras próximamente espero poder imprimirla y colocarla enfrente de donde escribo junto a otras imágenes que me traen muy buenos recuerdos cada vez que las veo. Curiosamente de Casa labra, nunca hice ninguna fotografía. Ni de dentro ni de fuera. Imperdonable, pero real.
Un fuerte abrazo

Jota Ele dijo...

Debido a que el próximo mes estaré de vacaciones, no subiré ninguna foto a los blogs, ni tampoco comentaré las fotos de otros. Necesito descansar y desconectar un poco de todo para cargar pilas de cara a la próxima temporada.

Pero, en Septiembre, te prometo Jan esa fotografía de "Casa Labra", así como una del café Gijón, en el Paseo de Recoletos, que se me pasó en su momento.

Lo prometido es deuda.

Un abrazo, amigo.