Seguidores

miércoles, 16 de febrero de 2011

MIRANDO AL CIELO


No es la primera vez que en este blog aconsejo mirar al cielo de vez en cuando, llevando nuestra cámara preparada.

En muchas ocasiones, nos podemos encontrar con sorpresas muy agradables.

Ésta, es una de ellas. Paseaba yo por la Gran Vía cuando descubrí esta belleza coronando uno de sus edificios, si no recuerdo mal, el del número 32 de la calle, sede de la Cadena Ser.

Sé positivamente que, en algunos edificios de la Gran Vía, hay gárgolas, pero no consigo averiguar dónde y no las veo desde la calle. Si alguien tiene información al respecto, mucho agradecería que me orientara, porque tengo verdadero interés en fotografiarlas.

Merece la pena, ¿verdad?

47 comentarios:

Paco Sales dijo...

Tienes razón amigo Jota, vale la pena, casi siempre andamos con la vista puesta en la acera para no llevarnos una sorpresa pegada en los zapatos, pero también es bueno levantar la vista y captar bellas imagenes como las tuyas, recibe un fuerte abrazo amigo Jota

Ángel dijo...

Si hay algo bello en Madrid, por encima de todo, eso son sus tejados. La Gran Vía es un ejemplo perfecto y la toma que subes lo demuestra con creces.
Yo también he oído hablar de esas gárgolas, tengo un amigo que trabaja de ingeniero en el ayuntamiento, le pregunto y si sabe algo te comento Jota.
Un fuerte abrazo

Ripley dijo...

gárgolas dice usted? en la gran via? en la gran via de madrid? pues sera cuestion de recorrersela enterita mirando para arriba, claro que lo pueden tildar a uno de loco y ademas sería facil irse chocando contra todo semejante. pero es interesante el dato, hay que investigar eso. abrazos

Ripley dijo...

por cierto, sobre la foto, me gusta mucho la definicion, que a mí me salió tan mal y me gusta el cielo!!
otro abrazo

Jota Ele dijo...

Es verdad, Paco. Por supuesto que merece la pena.

Mirar hacia arriba, a veces, tiene su recompensa.

Un fuerte abrazo.

Jota Ele dijo...

Tienes razón, Ángel. Los tejados de Madrid ofrecen una vista espectacular y especialmente la Gran Vía.

Si te enteras de lo de las gárgolas, te lo agradeceré.

Un abrazo.

Jota Ele dijo...

Yo ya lo he hecho, Ripley y no veo las gárgolas, deben estar metidas de forma que no las veamos, pero me consta que existen. El problema es que no sé en qué edificio o edificios están.

Sí. Hay que investigar.

Un abrazo.

Jota Ele dijo...

Se me había olvidado decirte que gracias por el otro comentario. Me alegra que te haya gustado la foto.

Un abrazo.

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Hola, buenos días:

Cierto que se puden hallar bellas estátuas donde menos se piensa.

Seguramente donde enco ntrarías muchas gárgolas es en la Catedral.

Un abrazo, Montserrat

Semi dijo...

Buena foto JL, un azul nítido, ajeno a estos dias pasados con boina. El icono de la Unión y el Fenix preside agunos de los edificios más emblematicos de nuestras ciudades. En cuanto a las gárgolas no te puedo ayudar. Un abrazo.

Jota Ele dijo...

Así es, Montserrat.

Lamentablemente, la Catedral de Madrid no tiene gárgolas. Al menos que yo sepa.

Un abrazo.

Jota Ele dijo...

La boina pasó a mejor vida con la lluvia, Semi, gracias a Dios.

En los tejados y azoteas de Madrid nos podemos encontrar con muchas sorpresas.

Un abrazo.

Jan Puerta dijo...

Mirar hacia arriba en la ciudad es un continuo descubrir de nuevos detalles para la colección de uno.
Interesante, aunque hay que vigilar las trampas que hay en el suelo, no sea que terminemos en urgencias con un esguince o un tobillo roto.
Un abrazo

Luis G. dijo...

Y tanto querido Jota. Recortando ese cielo de turquí ¡poesía en azul! la gárgola, rematando la cúpula, decora su aérea arquitectura en tu fenomenal toma. En Madrid y en todos los lados, la vista al cielo es... ¡encontrar la belleza siempre!

Interesante, interesante!!!

Un abrazo,

Luis.

Pluma Roja dijo...

No se lo que quiere decir "Górgola" pero por los comentarios y por la foto deduzco que es algo así como un domo con alguna escultura arriba. Bueno, la foto preciosa, pero si supieras que lo que más observé fue el cielo madrileño. Bastante nítido, quizás hacen falta algunas nubes pero no son necesarias. Tengo la costumbre de ver para arriba, por varias razones: por descubrir un platillo volar, por ver alguna señal en el cielo y en Madrid, precisamente vi para arriba y me sorprendió ese cielo tan límpido. No en todas las metrópoli puedes contemplarlo.

Feliz día Jota Ele.

Siempre un gusto visitarte.

Flor dijo...

Yo creo que si que merece la pena.Uno en el dia a dia va caminando por la calle y como no mira hacia arriba no se da cuenta de las maravillas que nos miran y nosotros no las conocemos.
En Lisboa es igual. Me gusta por ejemplo cuando voy en el coche, ir al lado y aprovecho para observar lo que no puedo cuando voy dirigiendo.

Te cuento, ayer estuve admirando las fotografias de Elena, preciosas todas. Sabes que vi dos, creo, sacadas por abajo del arco de la Rua Augusta en Lisboa, un encantoooo! Fijate que yo que ya pasé de los 100 años de edad,jaja tantisimas veces ya pasé por allí y no me había dado cuenta de lo que ella fotografió????
Si aun no viste la foto, te invito y verás lo que yo digo.No esta escrito que es en Lisboa pero son los unicos arcos.

Besos
Flor

Mª Angeles y Jose dijo...

Hola solazo!


Que bonito recorte en ese cielo tan azul!

Es precioso!

Ojala alguien te diga donde estan esas gargolas, yo estoy deseando verlas.

Besos

MIESFE - 64 dijo...

Estas en todo amigo Jota ,de mirar al cielo te puedes encontrar que al rato no estés solo mirando ,de cosas preciosas hay por todas partes ,pero no las sabemos encontrar
Un abrazo

Juan Carlos dijo...

Tengo yo una calle por aquí, que por supuesto no es la Gran Vía, que lo que merece la pena es mirar hacia arriba porque lo de abajo puede producir sensaciones no tan buenas.

De la Gran Vía que decir que no se haya dicho ya. Hay otra de estas cerca de la Plaza de España y en la misma acera. Esta la veía yo a lo lejos según miraba por mi balcón hostelero.

¡Ah! La foto... jajajajaja. Que te ha quedado muy bien, superequilibrado todo.

Un abrazo.

Jota Ele dijo...

¡Ja, ja, ja, ja!

La Gran Vía no es un sitio con muchas trampas, Jan. Se puede mirar hacia arriba con cierta confianza.

Tienes razón. A veces, las alturas nos proporcionan sorpresas muy agradables.

Un abrazo.

Jota Ele dijo...

Muchas gracias, Luis.

Has dicho una frase preciosa. Mirar al cielo es encontrar la belleza siempre.

Una gran verdad.

Un abrazo.

Jota Ele dijo...

Con mucho gusto te aclaro lo que son las gárgolas, Aída.

Se trata de seres imaginarios, figuras grotescas y, en muchos casos, inquietantes, generalmente esculpidos en piedra que suelen ser colocados en las repisas de los edificios. Un lugar con gárgolas preciosas es París. En Madrid hay pocas y me consta que hay algunas en la Gran Vía, pero tengo que localizarlas.

Tienes razón. cuando el cielo está limpio en Madrid, es inigualable.

Besos.

Jota Ele dijo...

Algunas veces, hay que tomarse las cosas con calma, bella Flor, para admirar las bellezas que nos proporcionan nuestras ciudades en ángulos de vista no muy normales.

No tienes que decirme lo gran fotógrafa que es Elena. Conozco bien su obra y es una maestra de la fotografía.

Besos.

Jota Ele dijo...

¡hola solete!

muchas gracias. Sabes que me encanta que te gusten mis fotos.

Tengo que localizar esas gárgolas y pedir los permisos oportunos para fotografiarlas. Tienen que ser preciosas.

Besazos.

Jota Ele dijo...

Normalmente, cuando voy cámara en mano, suelo estar ojo avizor, Miquel.

Muchas gracias por tu comentario.

Otro abrazo para ti.

Jota Ele dijo...

¡Ja, ja, ja, ja!

Entonces, te aconsejo que seas prudente al mirar hacia arriba en esa calle que tienes tan a mano, Juan Carlos.

Esa estatua que me dices, se me ha pasado por alto. Tendré que verla.

Muchas gracias. Me alegra que te guste la foto.

Un abrazo.

CarmenBéjar dijo...

De peque, cuando mi padre me llevaba de la mano por la Gran Vía o por la calle Alcalá, yo miraba para arriba y veía esos seres alados o subidos en cuadrigas que se recortaban negros contra el cielo azul. Me llamaban muchísimo la atención porque desde abajo se veían enormes. Este era uno de ellos.

Saludos

emejota dijo...

Me gusta mucho esta foto. Lo de las gárgolas seguro que las he visto, pero no lo recuerdo. Un fuerte abrazo.

carmensabes dijo...

Te quedó tan nítida y bonita la foto Jota... merece la pnea miarar hacia nuestro cielo y dejarnos seducir por la sorpresa.
Y gracias a tu página nadie tendrá dudas que existe algo muy hermoso encima de nuestra ciudad.

Besazos guapo.

Lito dijo...

La Gran Vía es una calle con muchos detalles, en cada paseo se descubre algo nuevo. Pero hay que pasear, mirando a todos lados, sin prisas.
La estatua de la fotografía, encima de la CADENA SER en cambio si tiene PRISA.
Un abrazo.

stella dijo...

Mirar al cielo en Madrid, es encontrar edifiios tan fantásticos como este que nos dejas, cada vez que he ido disfruto una enormidad de ello,
Como hace mucho que no nos saludamos te dejo un saludo con un especial abrazo (los amigos no deben olvidarse ¿ o si?
Stella

consuelo dijo...

Pues si que tienes razón!!
Al levantar la cabeza podemos observar fantásticos detalles que nos pasan desapercibidos!!
Saludos!

Fernando Pagán dijo...

Buenos dias Jose Luis:
A mí me ocurre todo lo contrario,cuando visito una ciudad, le digo a mi mujer ten cuidado de mí no vaya a ser que me golpee con alguna farola.Me encanta mirar la parte alta de los edificios, no lo puedo remediar.
Desde aquí quiero animar a todos para que lo hagan.
De mis viajes a Madrid, he capturado infinidad de detalles,que seguro tu también los tienes. Bueno, en alguna ocasión pondré alguna,pero es tu apartado y dejo que tú lo hagas.Un abrazo

Abi E. dijo...

Hola Jota Ele, pues ya sabes zoom en mano y con tiempo, a recorrerse la Gan Vía mirando a los tejados de la cera de enfrente que seguramnte sera mas fácil de ver las gárgolas que de la propia y menos cansado para el cuello.
El recorte contra el cielo ha quedado muy bueno y destaca mas.

Un abrazo

Balovega dijo...

Hola ...

Pasaba por estos lares y entre a saludarte y leerte...

Saludos de buenas noche

Jota Ele dijo...

No eres la única, Carmen. A mi me siguen llamando la atención "estos seres". Creo que son de una gran belleza.

Saludos.

Jota Ele dijo...

Yo creo que no están a la vista desde la calle, Emejota. Me refiero a las gárgolas, claro.

Pero, haberlas haylas y tengo que dar con ellas.

Otro fuerte abrazo para ti.

Jota Ele dijo...

Muchas gracias, Carmen querida.

Me alegra que te haya gustado la foto. Trato de dar a conocer también las "alturas" de nuestro Madrid.

Besazos, bella.

Jota Ele dijo...

¡Ja, ja, ja, ja!

¡Vaya! Has estado sembrado, Lito. Sin prisas, pero con PRISA.

Y eso que no corren buenos tiempos para PRISA precisamente.

Un abrazo.

Jota Ele dijo...

Los amigos no deben olvidarse, Sterlla y, en lo que a mi concierne, no me elvido de ellos y tampoco de ti, como es natural.

El problema para comentar tus entradas es mi falta de tiempo, pero te prometo visitar tu espacio en cuanto pueda.

Otro abrazo para ti.

Jota Ele dijo...

¡Ja, ja, ja, ja!

Pues, a levantar la cabeza toca, Consuelo.

Muchas gracias por tu comentario.

Saludos.

Jota Ele dijo...

¡Hola Fernando!

No sólo puedes y debes, sino que te animo a publicar en tu estupendo blog esos "detalles" de Madrid que tienes captados, que no tengo la exclusiva y seguro que gozo con ellos.

Un gran abrazo, querido amigo.

Jota Ele dijo...

Ya he comentado que no se ven las gárgolas desde la calle, Abi o, al menos, yo soy incapaz de verlas pero, o no soy quien soy o tengo que dar con ellas como sea. ¡Con lo testarudo que soy yo!

¡Ja, ja, ja, ja!

Un abrazo.

Jota Ele dijo...

¡Hola Balovega!

Te doy la bienvenida a mi blog y te agradezco de corazón tu deferencia por tu comentario.

Ni que decir tiene que espero verte por aquí nuevamente.

En cuanto pueda me pasaré por tu blog para devolverte la visita.

Saludos cordiales.

ANRAFERA dijo...

Muy buena toma Jota Ele. Antes de venirme de Madrid, me dí un largo paseo por la Gran Vía y realicé un reportaje sobre éstos preciosos detalles que se encuentran en lo mas alto. Gracias por mostrarnolos con tus tomas.
Saludos.
Ramón

Jota Ele dijo...

Muchas gracias a ti, Ramón.

Creo que sería estupendo que publicaras todos esos detalles que tomaste. Seguro que gozamos de ellos.

Un abrazo.

Javier Jara dijo...

Hola amigo. De las pocas górgolas que he visto, unas de ellas están en la Fuente del Angel Caído, en el Retiro. Un saludo.
javierjara@jjara.es